escuela de calor: devenir jaima

Devenir Jaima : Hospitalidad en tiempos inciertos 

Escuela de Calor Eme3 2016

jaima (árabe): tienda construida por las mujeres con postes de madera y pieles de animales. una forma de saber si una mujer es casada es preguntarle si “ha levantado ya su tienda”. en el caso de los tuaregs, la ocupan el hombre y su esposa, aunque él generalmente sostiene relaciones con sus esclavas, que viven en tiendas separadas.

Este Noviembre durante la 10 edición de eme3 en el Colegio de Arquitectos de Catalunya ( COAC ) Escuela de Calor situará un cuerpo representativo de hospitalidad y refugio a la vez, que interactuará con los demás proyectos participantes. En este sentido podemos decir que una Jaima se aparecerá como cuerpo político en acción representando principios formales de resistencia, pero también de esperanza.

Devenir Jaima es un research en proceso como parte de las series de trabajos al rededor del formato Tienda de Campo/ Tienda Beduina, como forma/ cuerpo de contingencia y resistencia.

Es parte del proyecto de Escuela de Calor/ School of Calidity’s Base de Investigación Peripatética de Barcelona con Eme3 y como programa de aprendizajes y saberes.

Noviembre 2016

Desde hace años Escuela de Calor se ha imaginado un cuerpo, una materialización posible, o al menos una imaginación corpórea que en caso de tener que devenir, fuera materia y material identificado como afín, como algo que aunque no pudiera evadir la estética por completo, si pudiera, al realizarse, tomar una dirección ética consistente a sus principios. Por ello, los estudios sobre varios cuerpos, varias formas de ser y sus razones de existir, han sido muy intensivos. De las series de conversaciones y dilemas de últimos tiempos, una figura se aparecía reincidente: la tienda de campo.

En Occupy, en el 15M y en todas y cada una de las acciones subsiguientes al rededor del planeta. Pero también la misma tienda, ha tenido que ser usada en las cada vez más improvisadas micro aldeas de sin techos en muchísimas ciudades con el síndrome gentrificante a toda velocidad y sin piedad, ejemplos como los citados por Silvia Federici, de las comunidades auto-gestionadas de sin techos en San Francisco California, pueden ser muy esperanzadoras en tanto a estudios sociales, en tanto a nuestro “conatus” del que llevamos hablando, ante lo definitivo y negativo de situaciones donde nos han desplazado, obsoletizado, marginado. Pero las más intensamente dolorosas imágenes de la Tienda, y del plástico vienen junto a la auto proclamada Jungla de Calais, que por estar dentro de Europa a los pies de las fronteras del colonialista Imperio Británico ( hoy Britania la Grande) nos muestra en nuestra propia cara hasta que punto podemos llegar en el ensimismamiento y autoengaño, en el dejar al otro completamente desvalido y sin recursos.

Por todo ello y por el racismo implicado, el sentimiento anti Musulmán, y anti extranjero, o la persecución a los manteros africanos ( sobre todo vivido desde Barcelona)  una ciudad que se queja de su “sub-misión a otra lengua y a otra política, pero que es incapaz de ver su colaboración en campañas racistas y colonialistas a gran escala en sus mismas raíces y fundamentos. Por todo ello y por mucho más que aún queda por hacer y decir, durante los últimos tiempos EDC deviene Jaima, la forma política y cultural no de lo que nos separa, sino de lo que debería unirnos.

esther planas, marzo 2016

un poco de historia sobre escuela de calor:

escuela de calor se consolida después de varios proyectos de tipo anti- taller o no -escuela, eventos en sí performaticos y al rededor de conversaciones y producción de ideas. con ese gesto radical, nos recuerda al privilegio de los titulados y los profesores, que como los curas, o los policías controlan los saberes como instrumentos del poder. y con ese mismo gesto de ruptura, de rasgado en la fábrica social cómplice, “abre” una grieta, por la que entrar, des- montando y facilitando el cuestionamiento.

el primer proyecto, i know i know nothing ( londres 2009), dedicado a sócrates y a su forma de encuentro tal y como lo describe platón en el banquete: comiendo y bebiendo. el segundo, the bcn psychotropic workshops ( barcelona 2010) se enfocaba en las percepciones y estados alterados por las substancias psicotrópicas y los encuentros performáticos de los 70’s post-minimalistas y el tercero, encuentros del tercer tipo en ultravioleta (guatemala 2011) por una aserción de lo peripatético tal y como le sucede a aristóteles, a las prácticas situacionistas de la psycogeografía y a las formaciones de grupos de afecto e intercambios en situaciones de complicidad entre supuestos extranjeros. cuando esta serie de ejercicios decide presentarse en el verano del 2011 como escuela de calor, o sea, con lo que suele llamarse un “nome de guerre”, la práctica de deshacer talleres y workshops y de des-educar, encuentra dos etimologías en las que apoyarse y consolidarse como linea de trabajo:

escuela ( como en escuela de pensamiento o escuela filosófica ) y calor ( como en lo cálido que pertenece a nuestras formas de ser y relacionarnos, propios también de las clases trabajadoras). nos encontramos pues, que aunque de forma velada, ya se comentan temas subyacentes en su forma de presentarse y de ser, y que aluden a la colonización ( a la gentrificación y la invasión barbárica de el turismo ) con un sentido de de- escolarizarse y re- escolarizarse a la vez en lo que nos pertenece como cultura popular mediterránea. así pues, escuela de calor, contiene una idea, ciertamente considerada subversiva, de recuperación de nuestro inconsciente colectivo proveniente del mundo arábe y sefardita que fuimos en estas mismas zonas geográficas. como culturas que fueron  muy proclives a la conversación entre entes nómadas distintos, pero que actuaron como complementarios. en este sentido como decía Michel Hardt: falta oriente. escuela de calor quiere implicare en ese sentido, en esa dirección.

más información aquí: http://escuelaperipatetics.tumblr.com/

Category

PROTOTYPE, TALK